Los toros dan y quitan

SANTIAGO TORRES (XXXX - 1952)

Solo para efectos ilustrativos

“Toro Embolao” (2009)

Obra de la excelente pintora valenciana Amparo Salvador Martínez

En el mes de febrero de 1952 fallece en Caracas (Venezuela), al tratar de encerrar una vaquilla, Santiago Torres, padre del espada de alternativa José Vicente Torres Bello (Joselito). (Fuente: Crónica de don Juan José de Bonifaz Ybarra de su obra “Víctimas de la Fiesta”, Capitulo 7, Página  198)

MANUEL MORENO ARAGÓN (XXXX - 1952)

Plaza de Toros de Asdrúbal

Joven torero cómico que participaba en el acostumbrado festival del Sindicato Hortícola, Sección de Tabacaleros, y la hacía de "Señorita Panchita” en este festejo, cuando fue alcanzado por una becerra en uno de los saltos. Al caer se fracturó la columna vertebral y falleció al día siguiente, 23 de junio de 1952. El infortunado suceso acaeció en la Plaza de Toros de Asdrúbal en Cádiz, primera en la historia de esa ciudad  que no era de madera, y que fue inaugurada el 30 de mayo de 1929 y derribada el 15 de mayo de 1976, cerrada previamente por ruina desde 1967, como si una neblina de maldición le hubiese caído encima.
Fuente:
Crónica de don Juan José Zaldívar Ortega, de su obra “Víctimas del Toreo”

El erudito taurino, don Juan José de Bonifaz Ybarra, refiere de esta víctima de la fiesta, que << al ser revolcado por un becerro, Manuel Moreno Aragón, tuvo la mala fortuna de producirse graves lesiones en la columna vertebral, en un festejo celebrado por “Educación y Descanso” en el coso de Cádiz. La fatal consecuencia de tal suceso fue el óbito del torero cómico, que se produjo el 22 de agosto de 1952. " 

Cita "don Víctor", el cronista madrileño propietario del Blog taurino en la Red "A los Toros" que el 23 de junio de 1952 en el Hospital Provincial de Cádiz falleció el torero cómico Manuel Moreno Aragón, a consecuencia de las lesiones producidas la tarde anterior por una vaquilla cuando actuaba en la cuadrilla bufa de "El Sereno Torero". Esa tarde se celebró un festival cómico-taurino organizado por el Grupo de Empresa de Educación y Descanso de la Fábrica de Tabacos, se lidiaron cuatro reses de Belmonte. En la última parte del festejo actuó la cuadrilla bufa en la que Manuel Moreno hacía de "Señorita Panchita". Al dar un salto sobre la vaquilla fue achuchado por el animal que lo lanzó a gran altura, cayó al suelo de mala manera quedando sin conocimiento. En la enfermería le apreciaron fractura de la columna vertebral de pronóstico gravísimo, trasladado al Hospital Provincial dejó de existir al día siguiente. El infortunado torero era natural de Cádiz y allí tenía fijada su residencia. El festejo tuvo lugar en la plaza de toros de Asdrúbal, primer coso taurino de fábrica construido en Cádiz.

NICOLÁS PÉREZ DELGADO "CARDEÑA " (XXXX - 1952)

Solo para efectos ilustrativos

“Banderillas”  (2000)

Obra del pintor Manuel Alcázar Martín

Don Juan José de Bonifaz Ybarra, el erudito taurino, refiere en su obra “Víctimas de la Fiesta”, en forma por demás sucinta, que << otro golpe fue la causa del fallecimiento del diestro, de 29 años de edad, Nicolás Pérez Delgado (Cardeña), registrado el 25 de julio de 1952. " Y es cuanto de él se dice. 

FERMÍN ANTÓN "RELOJERITO" (XXXX - 1952)

Solo para efectos ilustrativosAguafuerte de Pablo Picasso (1957)

Refieren las crónicas taurinas que en la plaza de toros de Calatayud acaecieron dos tragedias taurinas: La del espontáneo Calixto Abad Alcor en 1913 y la del novillero “Relojerito”, un 16 de agosto de 1952. La primera de ellas,  el 11 de septiembre de 1913. Toreaban “Joselito”, el azteca Luis Freg y “Limeño”. El segundo toro de la tarde fue retirado del ruedo, por manso, después de haber sido condenado a banderillas de fuego. Poco antes, sin embargo, se tiró de espontáneo Calixto Abad Lacor, lo que era costumbre, al parecer, cada vez que retiraban un toro a los corrales, prueba de ello es que la actitud de Calixto no representó una excepción, pues fue seguida por otros espectadores. Pero sólo él tuvo la desgracia de que le empitonara el toro, perteneciente a la ganadería de Villalón;  Calixto Abad recibió un tremendo cornalón del que murió en la enfermería de la plaza. Tenía treinta años, estaba casado y regentaba una peluquería en la calle Heroísmo de Zaragoza. La segunda cogida mortal se registró el 16 de agosto de 1952 y costó la vida al novillero "Relojerito".

Don Fernando García Bravo, erudito español en asuntos taurinos, indagando a solicitud de parte, sobre los aspectos biográficos del misterioso “Relojerito” de Calatayud, me comenta que: << después de agotar todas las posibilidades de encontrar datos biográficos de “Relojerito”, le ha resultado imposible hasta ahora localizar alguno, una vez consultado en enciclopedias, anuarios, revistas, prensa local y demás bibliografías, revela que la única noticia que encuentra  aparece es en la revista “El Ruedo”, en su resumen de final de año, donde dan cuenta de su existencia y fallecimiento en la plaza de toros de Calatayud el 16 de agosto de 1952, cogido por una vaquilla, dato que arrastra el anuario de Pensamientos, el Cossío, etc.. Este “Relojerito”, según comenta,  no fue novillero y si aficionado, ya que no figura en ninguna relación de novilleros que torearon el año 1952. "

 

El erudito taurino, Juan José de Bonifaz Ybarra,  refiere de ésta víctima de la fiesta, que << un aficionado apodado “Relojerito” moría, el 16 de agosto de 1952, en Calatayud (Zaragoza), al intentar torear a una vaquilla en una capea que allí se celebraba. "  (Fuente: “Víctimas de La Fiesta”, Capítulo 7, Página 198) 

El 15 de diciembre de 2012, recibí una amable carta del Sr. Daniel Antón, donde me dice textualmente: "Hola Soy el nieto de Fermín Antón "Relojerito", quería darle la información de que no falleció el día 16 de agosto de 1952, fue un error, hoy en día sigue estando vivo. Para él sería un honor contactar con usted, aquí le dejo su teléfono por si podría llamar".

Al respecto les comento, que ya me puse en contacto con don Fermín Antón, para que nos entere de lo sucedido y agregar una enmienda en su supuesta "necrología", no sin antes agradecer a Dios que le mantenga vivo.

ANTONIO DEL CASTILLO (XXXX - 1952)

Solo para efectos ilustrativos

Masueco de la Ribera (Salamanca), España

Cortesía del Sitio Web: http://masueco.com

Matador de novillos del que sólo contamos con la referencia de que actuando como tal y único espada, en la Plaza de Toros de Masueco (población al Noroeste de  Salamanca), la tarde del 20 de agosto de 1952 recibió varias cornadas, a consecuencia de las cuales falleció ese día. (Fuente: Crónica de don Juan José Zaldívar Ortega de su obra “Víctimas del Toreo”).

 

Al respecto de su vida el maestro Juan José de Bonifaz en su obra “Víctimas de la Fiesta”, refiere que << residía en Salamanca el sevillano de Alcalá de Guadaira, Antonio del Castillo y actuaba preferentemente en los pueblos del campo charro. En uno de ellos. Masueco de la Ribera, fue herido de extrema gravedad por una res de Ramos cuando intervenía, como espada único, el 20 de agosto de 1952. El deceso se produjo al ser urgentemente conducido a Vitigudino (Salamanca). "

AGUSTÍN GONZÁLEZ (XXXX - 1952)

Cortesía de don Rafael Gómez Lozano
http://torerosmexicanos.blogspot.mx/

Agustín González, matador de novillos que no aparece en el Cossío y del que no sabemos ni la fecha ni el lugar de su nacimiento, pero sí la fecha de su trágica muerte, acaecida el 16 de agosto de 1952, en la Plaza de Toros de Piedralaves (Ávila) , debido a una gravísima cornada producida por un novillo de Sánchez Monje. (Fuente: Crónica de d. Juan José Zaldívar Ortega)

Abundando sobre la vida de este lidiador, d. Juan José de Bonifaz Ybarra, el ilustre historiador,  refiere que << no había pasado el madrileño Agustín González de ser una promesa de buen torero cuando interviene en un festejo de carácter económico celebrado en Piedralaves (Ávila) el 16 de agosto de 1952. En tal ocasión es herido de importancia por un cornúpeta de la divisa de Sánchez Monje. Se le traslada al madrileño Sanatorio de Toreros y allí emite su último suspiro el posterior 4 de septiembre. " 


Solo para efectos ilustrativos
Foto de Piedralaves - “La flor del Tiétar”
Cortesía de http://es.wikipedia.org/wiki/Piedralaves

RUBÉN GONZALO ANDRADE BOSQUES "EL ECUATORIANO" (XXXX - 1952)

Semanario "El Ruedo de México", del 28 de septiembre de 1952
De la hemeroteca de don Rafael Gómez Lozano

Novillero al parecer de nacionalidad ecuatoriana, contando con la única referencia de su trágica muerte en la Plaza de Toros de Morelia (capital del Estado mexicano de Michoacán) la tarde del 15 de septiembre de 1952, en una novillada en la recibió la cornada mortal, sin que sepamos la edad que tenía el infortunado diestro. Sin embargo, es posible que no muriera ese mismo día y sí en los primeros de octubre, tras luchar casi veinte días con la muerte. (Fuente: Crónica de d. Juan José Zaldívar Ortega)

Don Juan José de Bonifaz Ybarra, el ilustre cronista taurino, es más sentencioso al afirmar que << Rubén González Andrade, diestro de nacionalidad ecuatoriana, halló su final a consecuencia de la cornada recibida el 15 de septiembre de 1952 en la plaza de la ciudad mexicana de Morelia. "

El afamado cronista taurino, don "José Alameda", lo contempla con distinto nombre en su obra "Crónica de Sangre", al citar que " el novillero RUBÉN GONZALO, resultó con cogida de muerte en septiembre de 1952 en una plaza en México.

El 18 de agosto de 2011, recibí una atinada y amable carta de don Rafael Gómez Lozano (Dientefino), el conocido cronista taurino propietario del Blog "Toreros Mexicanos" , donde me envía más información sobre esta víctima de la fiesta, y que en lo personal refiere como: Rubén Gonzalo Andrade Bosques "El Ecuatoriano", misma información que proviene de un compendio biográfico de toreros michoacanos, entre los que se encuentra el moreliano Jesús Torres Calderón "Torrecillas" ( páginas 86 y 87) , y en una parte de esta biografía consignan que: El 14 de septiembre de 1952 se dio una novillada en el Rancho del Charro de Morelia con un mano a mano entre Gustavo Castro "El Santanero", con Sidronio Rodríguez, novillos de Alfredo Ochoa y un quinto toro para Jesús Torres Calderón "Torrecillas". A Gustavo Castro lo mandó a la enfermería su primero y el quinto toro no se lidió porque se había hecho de noche. Al día siguiente (15 de septiembre de 1952) lo iba a matar Rubén Gonzalo Andrade Bosques "El Ecuatoriano" (era de Ecuador), pero el novillo lo corneó partiéndole la femoral. Esa misma noche murió.
Fuente:
http://www.fic.umich.mx/~lcastro/torrecillas.pdf


Semanario "El Ruedo de México", del 28 de septiembre de 1952
De la hemeroteca de don Rafael Gómez Lozano

MARIANO ALARCÓN SOLÁ (1916 - 1952)

Nació el 21 de marzo de 1916 en la localidad granadina de Jerez del Marquesado, su padre, decidió un día emigrar a Cataluña, porque no quería que sus hijos trabajaran en las minas como él. La familia se mudó a la Ciudad Condal en 1924 y fijó su residencia a pocos metros de la plaza Monumental. Ahí se despertó su vocación y la ilusión de ser torero. La Guerra Civil y un prolongado servicio militar frustraron, en buena parte, su propósito y no le dejaron más que hacerse banderillero. Se visitó de luces por vez primera en una función nocturna en la plaza de Las Arenas de Barcelona en el verano de 1940 y su andar profesional transcurrió en las plazas de Cataluña y al sur de Francia. Para aquel 5 de octubre de 1952, una de las últimas funciones de la temporada en Barcelona, se anunciaba un cartel con “Cagancho” (fue su última actuación en La Monumental), Pepe Bienvenida, y el mejicano Luis Briones para estoquear toros de la dehesa de Félix Moreno Ardanuy. En las cuadrillas de Bienvenida y Briones había dos puestos libres y se produjo la lógica disputa entre los banderilleros barceloneses para hacerse con ellos, ya que significaban una remuneración importante para la época, 1.100 pesetas. Para Alarcón, era la cifra más alta que hubiera cobrado en su vida como torero y equivalía ganar en una tarde el sueldo de un mes en el taller metalúrgico. La pugna fue tan enconada que hasta la tarde del sábado, víspera de la corrida, no supo que iba a torear a las órdenes de Briones completando la cuadrilla que formaban los picadores “Lolo” y “Page” y los banderilleros “Minuto” y “Valencia”. Su esposa tuvo que coser aquella noche el desgarro causado en la taleguilla por una cogida sufrida en la plaza francesa de Ceret, quince días antes, cuando actuó en la cuadrilla del rejoneador Juanito Balañá. Tras lucirse en banderillas y ser muy aplaudido en el tercero de tarde, le correspondió correr al sexto que cerraba plaza. Es esta una suerte con la que se iniciaba la lidia y que hace ya años dejó de ejecutarse. El toro, se llamaba “Negroso”, era cárdeno y veleto, estaba marcado con el número 28 y dio un peso en canal de 540 kilos. Alarcón lo tomó a una mano en terrenos del tendido 1, bastante cerrado en tablas y la res entró fuerte al capote comiéndole el terreno en los últimos lances hasta cornearle contra las tablas antes de que pudiera refugiarse en el burladero de matadores que quedaba a su izquierda. Primero le empujó con el pitón izquierdo y después le lanzó un derrote seco con el derecho al abdomen. El parte facultativo del doctor Olivé Gumá explicó que: “Durante la lidia del sexto toro, ha ingresado en la enfermería el banderillero Mariano Alarcón que ha sufrido una cornada con orificio de entrada en el epigastrio que probablemente interesa al corazón. El herido ingresa en la enfermería en estado agónico. A pesar de los auxilios prestados, falleció a los pocos minutos”. La muerte de Mariano Alarcón el 5 de octubre de 1952, fue la primera que se registró en la Monumental de Barcelona desde su inauguración en 1914 (hay que recordar que dos años más tarde fue reinaugurada con el nombre y estructura actuales) y fue también el primer parte de defunción firmado por el insigne cirujano taurino, del que el propio Alarcón solía comentar que no se le había muerto ningún torero. Era una forma de tranquilizar a la familia cuando toreaba en la Ciudad Condal. El suceso conmocionó no sólo al mundo del toro, sino a toda la ciudad y al entierro, celebrado dos días después, asistieron miles de personas, al tiempo que las peñas se movilizaban en ayudar de viuda, para lo que se abrieron, de inmediato, numerosas suscripciones. Sin embargo, el festival benéfico habitual en estos casos no llegó a celebrarse nunca. Los restos del malogrado torero descansan en el cementerio de Montjuïc, donde está enterrado también el que fuera gran amigo suyo, el matador de toros Aurelio Puchol  “Morenito de Valencia”, muerto asimismo de una cornada. Sucedió en la plaza de Guayaquil (Ecuador) el 9 de octubre de 1953; un año y cuatro días después de la tragedia de Barcelona. Su único hijo, el ahora periodista y critico taurino José María Alarcón Pobill refiere que "en la medalla que llevaba de la Virgen del Pilar, y que desapareció, quedó la marca del pitón".El erudito taurino, Juan José de Bonifaz Ybarra, refiere de este lidiador en su libro, “Víctimas de la Fiesta”, que << el cárdeno “Negroso” de la ganadería de Félix Moreno Ardanuy, fue el causante de la muerte del granadino, de Jerez del Marquesado, Mariano Alarcón Solá, el 5 de octubre de 1952, en la plaza Monumental de Barcelona, ciudad donde residía desde mucho tiempo atrás. La herida, en el epigastrio, era mortal de necesidad, por lo que el deceso se produjo pocos momentos después de su ingreso en la enfermería del coso.

JESÚS FERNÁNDEZ GUTIÉRREZ << VENENO >> (1923 - 1952)

Solo para efectos ilustrativos

Collage titulado “Picadores”

Obra del destacado pintor español Juan Antonio Álvarez Pérez

Refiere el ilustre y extinto cronista, don Ángel Villatoro, en su libro “Antología Taurina Mexicana, que << Jesús Fernández (Veneno), fue un infortunado picador de toros, natural del Distrito Federal (Capital de México), donde nació el 9 de marzo de 1923. En 1952 puso voluntariamente fin a su vida. Padecía trastornos nerviosos. Buen varilarguero, perteneció siempre a cuadrillas de espadas nombrados desde que se hizo profesional en 1943. En Monterrey, Estado de Nuevo León (en México), en 1947, sufrió una caída, y, ya en la arena, lo pisoteó el toro, principalmente en la cabeza, sobreviniéndole grave congestión cerebral que le tuvo privado de la vista durante mucho tiempo. >>

 

En un libro escrito por don Rafael Aviña de nombre: “David Silva: Un campeón de mil rostros” y publicado en 2007 por la Universidad Nacional Autónoma de México, relata que la noticia de que el joven picador , Jesús Fernández Gutiérrez “Veneno” se había pegado  un tiro en la sien derecha con una pistola calibre 38 especial y había dejado un breve recado póstumo, explicando que no se culpara a nadie de su muerte, causó honda impresión en el afamado actor mexicano David Silva, dado que le había visto actuar en varias ocasiones en la Plaza México, en razón de su afición taurina.

ANTONIO OSÉS ABAIGAR (1946 - 1952)

Plaza de toros de la ciudad de Estrella, Navarra, España

Un hecho trágico sucedió en la charlotada celebrada el 4 de agosto de 1952, en la plaza de toros de la ciudad de Estrella, Navarra, España, cuando un torero entró a matar y dejó clavada la punta de la espada en la cruz de la res. Entonces el animal cabeceó, y la espada salió disparada hiriendo mortalmente a Antonio Osés Abaigar, niño de seis años (en la fotografía superior está señalado con un círculo), vecino de Noveleta, que desde el graderío de sombra presenciaba junto con su familia el espectáculo.

 

Fuente: Foto y Crónica de Javier Hermoso de Mendoza.

http://www.sasua.net/estella/articulo.asp?f=toros

JOSÉ DOMÍNGUEZ OREA (XXXX - 1952)

Solo para efectos ilustrativos
Iglesia Arciprestal de Santa María en Sagunto, España (1334)

El 13 de noviembre de 2014, recibí un correo electrónico del historiador taurino mexicano, D. Rafael Gómez Lozano, propietario del Blog taurino en Internet: "Toreros Mexicanos", donde me adjunta la digitalización del Semanario Gráfico de los Toros "El Ruedo", número 425, del 14 de agosto de 1952, y donde en su página 24, sección: "Por los ruedos del Mundo", informan con tristeza que en el poblado "El Puerto" de Sagunto, Valencia, España, con motivo de las fiestas en honor de su Patrona, Nuestra Señora de Begoña, se organizó un espectáculo cómico-taurino, entre otros festejos. Momentos antes de comenzar, y sin que se sepan las causas, uno de los palcos de la provisional plaza construida se derrumbó. En el accidente pereció el niño José Domínguez Orea, vecino de El Puerto, y resultaron con fractura de la base del cráneo Antonio Marín Mila, de veintiséis años, también de la citada localidad, y con ligeras contusiones y erosiones un buen número de vecinos. Los heridos fueron trasladados al sanatorio de Altos Hornos, donde quedaron hospitalizados. Las autoridades locales decidieron suspender todos los festejos anunciados en señal de duelo.

CIPRIANO DANATO (XXXX - 1952)

Plaza de toros de Cartagena, Murcia, España

El 13 de noviembre de 2014, recibí una amable misiva del historiador taurino mexicano, D. Rafael Gómez Lozano, propietario del Blog taurino en Internet: "Toreros Mexicanos", donde me hace llegar la digitalización del Semanario Gráfico de los Toros "El Ruedo", número 428, del 4 de septiembre de 1952, y donde en su página 23, sección: "Por los ruedos del Mundo", informan con congoja, que en la Plaza de Cartagena (Murcia, España) se celebró el pasado domingo una novillada con reses de Enrique García Serna. Antes de empezar el espectáculo, el espectador Cipriano Danato se sintió repentinamente enfermo. Fue asistido de primera intención en la enfermería, y cuando era trasladado a su domicilio falleció. Luis Redondo, pitos y palmas en el primero y pitos en el cuarto y en el sexto. Galera, palmas en el segundo y vuelta en el sexto. El venezolano León Rivero cumplió en el tercero y fue cogido y sufrió una contusión en la región cervical por el sexto.